Inmodiario

La compraventa de vivienda libre por extranjeros siguió creciendo en el segundo semestre de 2018, aunque, en contraposición al año anterior, los incrementos registrados en los dos semestres del 2018 quedan lejos de los que se produjeron en 2017, con un crecimiento por encima del 10%, según los datos recabados por el Consejo General del Notariado.

Las compraventas ascendieron a las 50.249 operaciones, lo que supuso un incremento interanual del 1,4%. Las operaciones realizadas por compradores extranjeros representaron el 18,2% del total de las compraventas realizadas en el semestre.

Diferenciando por residencia, el 44% de las operaciones de compraventa fueron de extranjeros no residentes. Las compraventas de este grupo se redujeron a nivel interanual (-4,9%), esta disminución repite la reportada el semestre pasado y confirma por tanto la caída de las compraventas de este segmento.

La compra de viviendas por residentes extranjeros comenzó a disminuir en 2018, no habiéndolo hecho desde el segundo semestre de 2010. Los extranjeros residentes supusieron por tanto el 56% de las compraventas, que se incrementaron un 6,9% interanual, manteniendo la desaceleración en el crecimiento interanual mostrada ya el semestre pasado.

Parece por tanto, que se rompe la tendencia de crecimiento de compraventa de inmuebles por parte de extranjeros residentes, que desde el 2014 llevaba creciendo a un ritmo siempre superior al 10% en todos los semestres.

En la segunda mitad de 2018 los compradores con mayor peso sobre el total de extranjeros fueron los británicos (15,3%), seguidos de los otros extranjeros de fuera de la UE (12,1%), franceses (8,0%) alemanes (7,5%) y rumanos (7,1%).

Se consolida la recuperación de la actividad de los británicos, mostrada ya el segundo semestre del 2017, que tras las perspectivas de materialización del Brexit habían reducido notablemente sus compras (-23,6% en el segundo semestre de 2016 y -16,1% en el primero de 2017).

El peso de los ciudadanos comunitarios (incluyendo todavía al Reino Unido) sobre el total de compraventas de extranjeros fue, en el segundo semestre del año, el 67,5%, mientras que el 32,5% restante corresponde a compradores de fuera de la UE, entre los que destacaron los procedentes de Marruecos (6,8%), China (4,6%) y Rusia (3,0%).

Las nacionalidades con mayores incrementos en compraventa de vivienda libre, durante el segundo semestre, fueron Marruecos (27,8%), Argentina (27,4%) y Portugal (17,9%), Ecuador (12,6%) y Países Bajos(11,5%), todos por encima del 10%. Por debajo del 10%, pero en positivo, se encuentran los británicos, rumanos, irlandeses y estadounidenses.

En el lado de las caídas, destaca por encima de todos Suecia (-27,1%), seguida por Dinamarca (-15,9%). Chinos, suizos, noruegos, alemanes, belgas, italianos, ucranianos, franceses y rusos también vieron decrecer sus operaciones, pero por debajo del 10%.

Separando por un criterio de residencia, entre los extranjeros residentes destaca la caída de las operaciones de daneses (-17,7%) y la subida de los argentinos (34,1%), marroquíes (28,8%) y portugueses (21,0%).

Entre los no residentes, destaca, por segunda vez consecutiva, la fuerte caída de los ecuatorianos (-38,1%), mientras que en las subidas destacan los rumanos (13,8%). En cuanto a los precios, entre los extranjeros residentes el mayor incremento lo registraron los irlandeses (66,8%) y la mayor caída, por segundo semestre consecutivo, los noruegos (-6,4%). Entre los no residentes en el lado positivo destacó Ecuador (48,4%) y en el negativo Rumanía (-24,3%).

Precios

El precio promedio por metro cuadrado de las operaciones realizadas por compradores extranjeros en el primer semestre de 2018, referidas a vivienda libre, se situó en 1.748 euros.

Ello supuso un incremento de los precios hasta el 1,8% interanual, remontando ligeramente sobre el registrado en el primer semestre de 2018 (0,9% interanual). Los extranjeros no residentes pagaron precios mayores que los residentes (2.080 euros/m2 frente frente a 1459 euros/m2, respectivamente).

El precio medio pagado por los extranjeros no residentes creció a la misma velocidad (2,7% interanual) que por los residentes (2,7%), rompiendo la tendencia de crecimientos mayores paralos no residentes registrados durante los años 2017, 2016, 2015, 2014 y el segundo semestre de 2013.