Inmodiario

Sareb avanza en su proceso de desinversión de activos con la venta a Deutsche Bank de la cartera Walls, formada por cinco préstamos de diferentes compañías cuyo nominal total asciende a unos 100 millones de euros. Esta operación se enmarca en un proyecto más amplio, conocido como Índigo en el que Sareb está diseñando y sacando al mercado carteras de préstamos de tamaño medio. 

Los activos de la cartera Walls están garantizados con edificios de oficinas y hoteles situados en las principales zonas de Madrid, Barcelona y Valencia. Como en anteriores operaciones, el proceso de venta se ha realizado cumpliendo los requisitos más exigentes en materia de transparencia y competencia.

En la operación, el despacho Broseta ha sido el asesor jurídico de Sareb, mientras que  Deutsche Bank, que ha realizado la transacción junto a Magic Real Estate, ha contado con el asesoramiento legal de Dentons.

Deutsche Bank repite su interés por los activos de Sareb. Ya cerró el pasado noviembre la mayor compra de carteras de crédito a Sareb, por un montante total de 323 millones de euros. En aquella ocasión, la adquisición englobaba dos paquetes diferenciados, uno correspondiente a la inmobiliaria Metrovacesa y otro mayor de promotoras de menor tamaño.

Se trataba de un lado de Abacus, una treintena de préstamos con un valor nominal de 233 millones de euros, compuestos por créditos y préstamos garantizados con inmuebles comerciales y, por otro, de dos préstamos con un nominal de 90 millones de euros correspondientes a Metrovacesa, englobados en el llamado proyecto Bermudas.