Inmodiario

El precio medio de la vivienda de lujo en España aumentó un 7% en tasa interanual durante el primer semestre del año hasta una media de 6.500 euros por metro cuadrado (6.075 euros/metro cuadrado en el primer semestre de 2016). En ciudades como Barcelona y Madrid, así como en regiones como la Costa Brava catalana, la Costa del Sol andaluza, el litoral valenciano y las islas Baleares, el aumento de los precios está por encima del 10%.


Por otra parte, de al mismo ritmo durante la segunda mitad del año, el mercado de compraventa de propiedades de lujo en España aumentará su número de transacciones una media de un 10% durante 2017, con alzas interanuales que llegarían a un 20% en las zonas de máximo dinamismo mencionadas.

"El sector inmobiliario vive su mejor momento desde la crisis económica. Los tres años anteriores han servido para dejar atrás los efectos de la recesión y es ahora cuando el mercado goza de una mayor seguridad, con unos inversores en vivienda de lujo que vuelven a confiar en España como país con activos de alta rentabilidad", indica Emmanuel Virgoulay, masterfranquiciado de Barnes International en España.

En este sentido, el tiempo medio de venta de una propiedad de lujo durante el periodo enero-junio fue de 5 meses la media nacional y de sólo 3 meses en las zonas de más demanda turística por parte de compradores nacionales y extranjeros. Por nacionalidades, los franceses fueron los compradores de propiedades de lujo más rápidos con una media de 2 meses y 4 visitas a la vivienda, seguidos de los británicos (3 meses y 5 visitas), los belgas (4 meses y 5 visitas) y los alemanes (5 meses y 7 visitas). Españoles e italianos necesitaron una media de 7 meses y 8 visitas para tomar la decisión de adquirir el inmueble. En el otro extremo se situaron los chinos, que con hasta 9 meses y una media de 15 visitas, fueron los compradores de vivienda de lujo más lentos.

Por último, en lo que a financiación respecta, los compradores españoles de viviendas de lujo requirieron una financiación del 40% para comprar. Los franceses fueron los que menos financiación necesitaron (10-15%), pues muchas de sus operaciones las realizan al contado. Les siguieron británicos y belgas (alrededor del 20%), mientras que alemanes e italianos se aproximaron a los españoles en cuanto a la financiación necesaria para cerrar la transacción inmobiliaria (25-40%).



  • Tags