Inmodiario

Madrid. El Banco Santander, presidido por Emilio Botín, no está dispuesto a que los activos inmobiliarios permanezcan en el balance más tiempo del deseado. Si hay que vender a pérdidas, ya provisionadas, se vende, e incluso por un precio inferior a esa provisión en casos muy puntuales, cuya venta se presume más que complicada. Total, ya están apuntadas en el debe previamente.

Y en esas está. Sorprendió a todos hace un par de meses bajando los pisos nuevos de Seseña hasta los 65.000 euros, y el resultado fue sumamente positivo con la venta de un buen número de viviendas en pocos días. Y ahora, quiere hacer lo propio con una nueva vuelta de tuerca en esa estrategia en la que anda metido. ‘Colección Primavera de Altamira. Rebajamos los precios. Viviendas desde menos de 50.000 euros’, son los ganchos publicitarios utilizados en esta nueva promoción.

Estrategia impulsada por las consecuencias derivadas de los obligados saneamientos financieros requeridos por el Gobierno para que afloren al mercado, con grandes rebajas, los cientos de miles de viviendas que las entidades financieras llevan acumulando desde hace cuatro años debido al deterioro del mercado inmobiliario provocado por la crisis económica.

Así, acaba de subir a su portal inmobiliario (www.altamirasantander.com) una selección de 800 viviendas de segunda mano y, en su mayoría, a reformar y ubicadas en localidades aisladas, por precios que no suben de 50.000 euros. El más barato se localiza en la localidad gaditana de Véjer de la Frontera. Allí ofrece dos habitaciones en un patio de vecinos de nueve metros cuadrados, a reformar, por 1.000 euros.

También en esa línea, por 2.000 euros, una casa rústica de piedra en mitad del campo, a seis kilómetros de A Lama, en la provincia de Pontevedra. Un inmueble cuya ficha de referencia en el portal inmobiliario recoge una superficie de 70 metros cuadrados, cinco dormitorios, un baño, calefacción y aire acondicionado.

Pero en esta nueva promoción comercializadora del Santander no solo se ofrecen inmuebles situados en lugares aislados, en el barrio de La Chanca, en Almería, está en venta por 8.000 euros una casa, a reformar, de 120 metros cuadrados, con tres dormitorios y un baño.

La distribución territorial de estos inmuebles resulta muy desigual. Existen, por ejemplo, 180 inmuebles en la Comunidad Valenciana, y solo tres en Madrid. Tres pisos, dos en Parla y uno en Ciempozuelos, con pisos por menos de 50.000 euros para superficies de entre 50 y 70 metros cuadrados.