Inmodiario

ALTING Grupo Inmobiliario, compañía patrimonialista especializada en la inversión y gestión de activos inmobiliarios prime, ha encargado a las consultoras inmobiliarias Savills Aguirre Newman y CBRE Real Estate la comercialización del edificio Ruiz de Alarcón 5, ubicado en la homónima calle de Madrid.

El activo inmobiliario de 5.548 m², está distribuido en siete plantas, con capacidad para albergar más de 500 puestos de trabajo, además de contar con una gran terraza con capacidad para más de cien personas con unas impresionantes vistas panorámicas de Madrid.

El edificio, que data originalmente de 1905 y se localiza en el Barrio de los Jerónimos, ha sido sometido a un exhaustivo trabajo de modernización y reinterpretación de los espacios, atendiendo a los máximos estándares de calidad y sostenibilidad (certificación LEED ® Gold Core & Shell).

Ruiz de Alarcón 5 cuenta con todas las características para ofrecer al usuario unos espacios flexibles y funcionales capaz de adaptarse a las necesidades requeridas por cualquier tipología de compañía, contando como valor diferencial la estratégica ubicación en la que se emplaza, en el centro de la ciudad de Madrid, lo que le confiere excelentes conexiones con el centro urbano y con el extrarradio, mediante infraestructuras de transporte públicas, aeroportuarias, viales y ferroviarias.

Excelentes calidades

Ruíz de Alarcón 5 está compuesto por siete plantas exteriores en chaflán, lo que junto con el amplio patio interior proporciona a todas ellas una gran fuente de luz natural. Entre las características interiores más destacadas se encuentran los altos techos con las molduras originales restauradas y la utilización de carpinterías de madera noble, como parte de la rehabilitación de un inmueble de catalogación integral que ha corrido a cargo de Ortiz León Arquitectos, cuyo proyecto se ha basado principalmente en la combinación de los elementos originales junto a las nuevas soluciones y materiales más vanguardistas del mercado.

La planta baja, destinada íntegramente a espacios de oficinas, cuenta con un lucernario en la parte central, desde la que se accede a través de los tres ascensores con los que cuenta el edificio, siendo uno de ellos el histórico original.

El activo, cuenta con una zona de aparcamiento para bicicletas y vestuarios para los empleados.

El edificio dispone de terraza, restaurada en su totalidad, y concebida como un espacio al aire libre con excelentes vistas al Barrio de los Jerónimos, que alberga los museos de la capital española más internacionales, el parque del Retiro, así como otros monumentos icónicos de la ciudad.