Inmodiario

El consejero de Obras Públicas y Vivienda del Gobierno de Cantabria, José María Mazón, ha defendido la figura del administrador de fincas como elemento "clave" a la hora de mejorar la calidad de vida en la comunidad de propietarios, puesto que son los encargados de poner en marcha las posibles subvenciones para iniciar las rehabilitaciones y adaptar los inmuebles a las exigencias actuales.

José María Mazón ha realizado estas declaraciones durante la clausura de la jornada técnica organizada por el Colegio de Administradores de Fincas de Cantabria para abordar el nuevo decreto de subvenciones del Gobierno de Cantabria en materia de vivienda, así como otros temas relacionados con el sector.

Allí, también ha defendido la apuesta "decidida" del Ejecutivo regional por la rehabilitación de viviendas, tanto privadas como públicas, para "movilizar mano de obra y mantener nuestro patrimonio" y ha puesto en valor la "buena gestión" que se está realizando en este ámbito, tal y como reflejan los datos de un sector, el de la construcción, que ha aumentado su productividad en los últimos años.

Durante el periodo 2015-2018, la Consejería de Vivienda ha invertido más de 13 millones de euros para rehabilitar cerca de 9.000 inmuebles, una cifra que espera verse sobrepasada durante los próximos años con la ejecución del primer Plan de Vivienda de Cantabria que, aunque está dotado con 89 millones de euros, podría movilizar indirectamente más de 200 millones de euros.

Finalmente, José María Mazón ha hecho un llamamiento a la colaboración entre los diferentes agentes, organismos e instituciones para "no perder subvenciones por pereza o por no realizar trámites que cada vez son más sencillos".

Entre otras autoridades, también han estado presentes el director general de Vivienda y Arquitectura, Francisco Javier Gómez Blanco, y el presidente del Colegio de Administradores de Fincas de Cantabria, Alberto Ruiz-Capillas.

  • Tags