Inmodiario

El borrador del Plan Especial del Cabanyal-Canyamelar (PEC) prevé un total de 850 viviendas, 650 entre protección pública y renta libre, y 200 más de carácter dotacional. Así lo ha explicado el concejal de Desarrollo Urbano Sostenible del Ayuntamiento de Valencia, Vicent Sarrià, quien ha mantenido una reunión con vecinas y vecinos del barrio para darles cuenta de los avances en el documento de trabajo del PEC.

Un 60% de las 650 viviendas será de protección pública, y el 40% restante, de renta libre. Además, el plan incluirá otras 200 viviendas dotacionales destinadas a personas mayores de 65 años o menores de 35 años, entre otros colectivos, en régimen de alquiler.

Respecto a los aparcamientos, el PEC plantea estacionamientos en altura para residentes repartidos por toda la zona. Las previsiones que se contemplan en estos momentos, ha asegurado el concejal, sitúa el número total de plazas en un millar, aproximadamente.

Otra de las cuestiones tratadas en la reunión ha sido la distribución de las nuevas edificaciones en la unidad de ejecución del parque de Doctor Lluch. Vicent Sarrià ha indicado que la edificación "se situará en los solares adyacentes, con lo que se respetará la totalidad de la superficie del jardín actual".

El edil ha destacado que el documento prevé "la remodelación de toda la zona ajardinada con la sustitución de los muros por taludes, lo que mejorará la accesibilidad". De esta manera, ha añadido, se da respuesta a la solicitud realizada por las personas residentes en la zona.

Finalmente, Sarrià se ha referido a las previsiones para el final de la avenida de Blasco Ibáñez que, ha adelantado, contemplan convertir la rotonda en la que se ubica la estación del Cabanyal "en una zona verde más accesible y comunicada por transporte público".

El documento se encuentra en fase de redacción y se prevé que el equipo redactor lo entregue en septiembre para que el Ayuntamiento proceda a su exposición pública.

Entre las inversiones previstas, en el marco del Plan Cabanyal, se contemplan 13 millones de euros para la rehabilitación de viviendas; otros 18 millones de euros para reurbanización de calles, alcantarillado y otros equipamientos; y 30 millones para el plan de desarrollo cofinanciado con fondos de la UE. En total, más de 60 millones de euros de fondos públicos y privados para revitalizar este barrio marítimo valenciano.