Inmodiario

Grosvenor, inmobiliaria experta en el barrio de Chamberí que lleva más de 300 años construyendo proyectos excepcionales por todo el mundo, ha puesto en marcha las obras de su proyecto más reciente en Madrid: García de Paredes 4. En este edificio de nueva planta, Grosvenor llevará a cabo una importante obra de rehabilitación de su fachada, combinando la esencia única del barrio de Chamberí y de su legado histórico con las comodidades de una vivienda moderna.

Así, la impresionante fachada de García de Paredes 4 será restaurada, recuperando para ello elementos tradicionales con más de un siglo de historia, como los balcones de cerrajería, los entrepaños de ladrillo a cara vista y los detalles de artesanía de sus impostas de escayola. A la fachada original se sumarán dos nuevas plantas de levante y una de ático que mostrarán una modernidad absoluta, realizadas con carpinterías de hoja oculta, bandas verticales de aluminio ranurado y petos de vidrio. Esta ampliación seguirá los ritmos de la antigua fachada, representando la perfecta y armónica convivencia entre el pasado y el futuro: un encuentro de dos siglos.

Para encargarse de un proyecto de esta envergadura, Grosvenor ha seleccionado al prestigioso estudio Cano & Escario. En palabras de Diego Escario, socio del estudio, "Para un arquitecto intervenir en el casco histórico de una ciudad como Madrid, y en particular en una calle tan tradicional como García de Paredes es probablemente uno de los encargos más emocionantes que podemos abordar. Intentar reconciliar mediante el diseño el sabor a tradición y el sentir de la historia con una nueva forma de vivir y los últimos avances tecnológicos es, para nosotros, un desafío apasionante".

Viviendas actuales que respetan un legado histórico

Así, García de Paredes 4 albergará 17 viviendas flexibles, de uno a tres dormitorios; y un amplio programa de usos comunes, con todas las comodidades de una vivienda actual, como un espacioso lobby, un gimnasio de última generación o un garaje con cargadores eléctricos, todo ello coronado con una espectacular azotea con zonas verdes, solárium y lámina de agua donde relajarse y disfrutar de unas vistas inigualables a los tejados de Madrid.

La sostenibilidad tendrá además un gran protagonismo, ya que los pisos se han diseñado para favorecer el máximo aprovechamiento de la luz solar, gracias a sus amplias ventanas balconeras. Además, el edificio está en proceso de contar con calificación energética A, y la certificación 'Muy Buena' en el prestigioso sello internacional BREAAM® para proyectos arquitectónicos excepcionales en materia de sostenibilidad. Así, las viviendas disfrutarán de caldera centralizada para producción de agua caliente sanitaria y calefacción, suelo radiante y refrescante apoyado por fan-coils y control domótico. Todo ello, sumado a la baja emisión de CO2 y a la autoproducción de energía, hace del edificio un ejemplo de sostenibilidad.

Chamberí, una localización privilegiada

La localización de García de Paredes 4, en pleno corazón del barrio de Chamberí, permite apreciar las fachadas históricas que se alzan entre las calles arboladas de uno de los distritos más dinámicos de Madrid. Así, Grosvenor ha planteado un proyecto actual y de calidad en una de las zonas más deseadas de la capital, recuperando los beneficios de una ciudad histórica y fusionándolos con el concepto de Smart City. Tradición y modernidad, en una misma promoción.

En palabras de Fátima Sáez del Cano, Directora General de Grosvenor en España: "Chamberí está experimentando una transformación de lo más estimulante. Su legado histórico se suma a una oferta de restauración y de ocio inigualable. Como especialistas en ciudades, en Grosvenor queremos poner en marcha proyectos que no solo mantengan el espíritu del barrio, sino que ayuden al desarrollo de las comunidades. García de Paredes 4 es un edificio que respetará la esencia de Chamberí, combinándola con todas las características de la vivienda del futuro".