Inmodiario

El Juzgado de Primera Instancia nº 89 de Madrid ha condenado a la empresa Municipal de la Vivienda y Suelo de Madrid (EMVS), en su condición de promotor,  al pago de 760.440 euros por las deficiencias constructivas en su promoción de viviendas de la Calle Patrimonio de la Humanidad nº 1 en el PAU madrileño de Carabanchel.

La sentencia condenatoria se hace pública tras el juicio que tuvo lugar el pasado mes de mayo en Madrid y como resultado de la demanda interpuesta por la Comunidad de Propietarios y dirigida por el despacho “De la Llave y Asociados”. El juzgado estima que esta cantidad compensará el coste de reparación de los graves defectos constructivos que sufre la edificación.

Las viviendas, promovidas por la EMVS, fueron entregadas a inicios de 2008, y ya desde el inicio manifestaron defectos constructivos que comprometían de forma grave la habitabilidad del edificio. Deficiencias en el aislamiento térmico (puertas y ventanas que permiten el paso del agua y el viento), sistema de calefacción ineficaz, con constantes averías que además genera altísimos consumos de gas, red de saneamiento mal diseñada y ejecutada que sufre continuos atascos, humedades y filtraciones en incontables puntos de la edificación, sistema de captación de energía solar que nunca ha funcionado, restos de escombros en zonas muertas del edificio que favorecen la proliferación de plagas de ratas o insectos, son algunos de los problemas que llevaron a los propietarios a instar acciones judiciales, dado que las innumerables reclamaciones efectuadas a la EMVS no dieron resultado alguno.

El edificio fue proyectado por Thom Mayne, prestigioso arquitecto estadounidense ganador de un premio Pritzker en 2005 y fue promocionado por el Ayuntamiento de Madrid como un referente en cuando a eficiencia energética y sostenibilidad. En este sentido cabe destacar que una de las características más peculiares del edificio era la presencia de vegetación colgante en las fachadas que serviría para favorecer el aislamiento térmico de las viviendas. Desgraciadamente dicha vegetación nunca llego materializarse, pues el sistema de riego instalado es del todo ineficaz.

Según Fernando Sánchez de la Llave, socio director de “De la Llave y Asociados”, despacho especializado en Derecho de la Construcción e Inmobiliario que representa los intereses de los propietarios, “si bien es cierto que es una sentencia en primera instancia y frente a ella cabe recurso de apelación por parte de la EMVS, consideramos bastante improbable que el mismo prospere, pues los defectos constructivos estimados en Sentencia son innegables, y de hecho no solo están refrendados por el perito contratado por la Comunidad de Propietarios, sino también por un perito judicial designado por el propio Juzgado. En cualquier caso, y manteniendo la cautela debida mientras la Sentencia no sea firme, estamos muy satisfechos con el resultado obtenido y esperamos que a la mayor brevedad la Comunidad pueda acometer las reparaciones que tanto tiempo lleva reclamando”.

El despacho estima que esta sentencia hace justicia a los vecinos de este inmueble que “pese a tratarse de familias con rentas medias o bajas que han podido acceder viviendas de Protección Oficial, han tenido que hacer frente a cuantiosos gastos para intentar paliar las consecuencias de las deficiencias que sufre la edificación. Ahora estas deficiencias podrán ser reparadas definitivamente y los desembolsos realizados por los propietarios podrán ser compensados”, ha manifestado Sánchez de la Llave.