Inmodiario

El Ayuntamiento de Parla termina el año con la aprobación definitiva del Plan Parcial del PAU-5. Tras un arduo trabajo de la Concejalía de Urbanismo con la Junta de Compensación y la Comunidad de Madrid, se culmina por fin un proyecto que será sin duda el motor económico de la ciudad por la inversión que atraerá y los empleos que generará.

Tras ratificarse la urgencia (con la abstención de Ciudadanos y el voto en contra de la concejala no adscrita, Esther Álvarez), la propuesta se ha aprobado con los votos a favor de todos los Grupos Municipales y la abstención de Ciudadanos y de la concejala no adscrita, dando así inicio a la andadura de este desarrollo de casi 5.800.000 metros cuadrados que llevaban décadas paralizados.

Hasta el momento, en el PAU-5 sólo se había desarrollado la parte municipal, el sector UE1, que comprende unos 600.000 metros cuadrados de los más de cinco millones de metros de todo el parque tecnológico. Con esta aprobación, se consigue poner en marcha, por fin, el resto del sector.

"Hoy tenemos ante nosotros un Pleno histórico por lo larga y compleja que es esta historia del PAU-5, que comenzó en 1997... Será el gran pulmón económico de Parla, con el cual se espera solventar los graves problemas de empleo que tiene esta ciudad, aún más a raíz de esta crisis. De ahí la necesidad de la rápida aprobación de este polígono: Parla no puede esperar más, necesitamos generar trabajo e ilusión en un año tan complicado como el vivido", señalaba el edil de Urbanismo, Bruno Garrido en el inicio del debate plenario.

El responsable de Urbanismo destacaba que, en esta legislatura, el Gobierno municipal ha tenido que finalizar la ardua labor de terminar este Plan, consolidando el documento con la incursión de los informes sectoriales de todas las administraciones pertinentes y la complicada tramitación del informe de sostenibilidad medioambiental.

"Con este último documento, se consigue al fin el ansiado PAU que conllevará la pronta puesta en marcha del sector norte y con ello la creación de miles de puestos de trabajo", añadía Garrido.

"El tiempo de excusas ha acabado... 23 años es tiempo más que de sobra para discutir alegar, conversar, pensar, repensar... Basta de parálisis en un tema fundamental para todos nuestros vecinos y vecinas. Estamos aquí para mejorar esta ciudad, no para congelarla. Parla ha de ser la gran ciudad que se merece ser", concluía el edil.

Arduo trabajo para culminar un proyecto que se inició en 1997

El desarrollo del PAU-5 comenzó en 1997, con su incursión en el PGOU de Parla. En julio de 2015, la Junta de Gobierno Local aprobó inicialmente el Plan Parcial y se solicitaron los informes sectoriales a todas las administraciones competentes. Sin embargo, a partir de esa fecha el proyecto quedó en estado de parálisis, a falta, entre otros, de los correspondientes informes de la Comunidad de Madrid.

En esta legislatura, el Equipo de Gobierno reanudó los trabajos y las conversaciones tanto con la Junta de Compensación como con el Gobierno Regional, iniciando un prolijo periodo que culmina en enero de 2020. En esa fecha la Junta de Compensación da contestación tanto a los requerimientos realizados en los distintos Informes Sectoriales, como a los realizados por los servicios municipales.

El día 28 de enero de 2020 el documento es finalmente remitido a la Subdirección General de Evaluación Ambiental para la emisión del informe preceptivo por Ley. Tras intensas negociaciones, con fecha 22 de diciembre de 2020 se recibe dicho informe de la Dirección General de Sostenibilidad y Cambio Climático, permitiendo la aprobación definitiva de dicho Plan Parcial.

Atraer inversión a la ciudad y generar empleo

El PAU-5 cuenta con accesos directos a la autovía A-42 (carretera de Toledo), así como a la M-410 y la M-419, accesos todos ellos que se verán mejorados y ampliados con el desarrollo de este sector. Un sector que se destinará a suelo industrial, terciario y comercial. Se espera que con su urbanización el ritmo de implantación de empresas sea rápido.

En este sentido, el alcalde de Parla, Ramón Jurado, ha destacado que la aprobación definitiva del PAU-5, tras años de parálisis, atraerá importante inversión a Parla a través de empresas de servicios, industriales y tecnológicas. "De hecho, muchas empresas ya han mostrado interés en instalarse en este espacio. Y ello redundará en más empleo para Parla que es lo primordial para este Gobierno".