InmodiarioLOS ERRORES MÁS COMUNES AL VENDER UNA VIVIENDA
(artículo completo en www.izadiconsultores.com)

(continuación)

5.Publicarlo en los medios inadecuados

¿Cree usted que todos los inmuebles deben publicarse en Internet en la misma página?

¿Se debe establecer el mismo plan comercial para un piso en un barrio periférico de una población cualquiera que una vivienda (u otro tipo de inmueble) de varios millones de euros ubicada en una zona exclusiva? ¿Cree que todos los anuncios deben ser realizados sólo en castellano? ¿En qué idiomas deben ser publicados?

Si no se ha dado cuenta de estas diferencias, usted está cometiendo uno de los múltiples errores de muchos propietarios de viviendas y algunas inmobiliarias que, ante la falta de los conocimientos necesarios, hacen publicidad de su vivienda en medios totalmente inadecuados en busca de un comprador que no visita dicha página por no corresponder a su perfil económico, profesional, cultural o personal.

De forma involuntaria, usted está eliminando casi toda probabilidad de venta.

En IZADI® A.G. somos expertos en el asesoramiento inmobiliario. Podemos encargarnos de realizar un plan de marketing estratégico personalizado que le puede permitir la venta rápida de su vivienda a un precio acorde con el mercado. Disponemos además de colaboradores a nivel nacional e internacional y conocemos perfectamente los medios de publicidad idóneos para que usted tenga éxito la venta de su vivienda. Para ello le invitamos que visite nuestra página web www.izadiconsultores.com

6.Rechazar los servicios de una inmobiliaria o no seleccionar a la más adecuada

Elegir la inmobiliaria inadecuada es mucho más fácil de lo que parece. Pero también puede ponerse en contacto con inmobiliarias de reconocido prestigio y solicitar sus servicios. “Reconocido prestigio” no significa necesariamente “marca conocida”. Muchas veces el mejor profesional trabaja en una marca reconocida y otras veces no. Es posible que el mejor profesional lo tenga en la esquina de su edificio (independientemente de su marca). Fíese sólo de los resultados. Al fin y al cabo es lo que quiere y por lo que va a pagar a esos profesionales.

Desde IZADI® A.G. recomendamos seguir las siguientes pautas a la hora de confiar la venta de su vivienda a una inmobiliaria:

a.En primer lugar, no desconfiar de ellas. Son profesionales que ofrecen sus servicios por los que lógicamente deben cobrar. Somos conscientes que algunas inmobiliarias (que casi ya no existen en el mercado), hicieron mucho daño a la imagen de los verdaderos profesionales del sector. Afortunadamente, las situaciones de crisis hacen que se “limpie” el mercado de “profesionales” de dudosa reputación, tanto en este sector como en cualquier otro.
b.No se preocupe de lo que va a cobrarle la inmobiliaria (recuerde que los servicios que contrate los debe pagar el receptor del servicio, es decir, el propietario de la vivienda). Al fin y al cabo, si son buenos profesionales venderán su vivienda más rápido, con el ahorro que ello significa desde el punto de vista de evitar bajadas de precios en un futuro. Además, sólo cobran si finalmente venden la vivienda. En caso contrario, corren con todos los gastos en los que hayan incurrido (personal, publicidad, seguros sociales, gastos generales de la empresa, desplazamientos, teléfonos,…). ¿No le parece asombroso?
c.El mercado de la intermediación inmobiliaria en España no está regulado, pero lo habitual es que la inmobiliaria cobre entre el 3% y el 5% del precio de la vivienda. Es una cantidad absolutamente razonable por los servicios que prestan. Propietarios que llevan un año vendiendo su piso han visto perder su valor un 20% en muchos casos. A veces más. Y hay propietarios que llevan mucho más de un año vendiendo su casa sin éxito. Son de los que esperan una oferta superior o confían en venderlos ellos solos sin ningún tipo de asesoramiento. Es una opción que han tomado libremente.
d.Si elige bien la inmobiliaria, va a tener más probabilidades de éxito en su venta. Vender la vivienda antes, hace que su patrimonio no merme tanto como si la vende unos meses más tarde. Recuérdelo siempre.
e.Pregunte a amigos o vecinos que hayan vendido su vivienda con una inmobiliaria en concreto, aunque debe analizar la información que le proporcionan con cautela. Siempre hay que ver la versión de la otra parte.
f.Si la inmobiliaria está asociada a AEGI (www.aegi.org) (ACEGI en Canarias www.acegi.net), es un buen síntoma. La aceptación de socios de ambas organizaciones está muy controlada y sólo forman parte de ellas verdaderos profesionales del sector.
g.Otro indicativo de profesionalidad es detectar a las inmobiliarias que colaboran entre sí. Ni el comprador ni el propietario deben temer nada por las inmobiliarias que actúan de esta forma. Al contrario, los verdaderos profesionales no pueden desperdiciar oportunidades de venta porque el inmueble o el comprador (según los casos) lo tenga otra inmobiliaria, o dejar de ofrecerle un excelente servicio a su cliente por no disponer de la vivienda exacta que está demandando. En mercados inmobiliarios más maduros que el nuestro, como el norteamericano, una situación diferente a la descrita es simplemente inimaginable.
h.Es especialmente importante que el precio que usted publica (si es este el caso) y el precio de la inmobiliaria sean idénticos. Si varía su precio, informe inmediatamente a la inmobiliaria para que también lo modifique. Tenga en cuenta que el comprador busca su vivienda casi exclusivamente por Internet. Por tanto, dispone de casi toda la oferta inmobiliaria del mercado y tiene unos conocimientos que deben presumirse amplios. Que el comprador vea su vivienda en dos medios a distintos precios hace que se produzca desconfianza. Un cliente con desconfianza, no compra. Despídase de su venta.
i.Asegúrese que la inmobiliaria está seleccionando correctamente a su posible comprador: no permita que lleven a clientes cuya financiación no hayan estudiado de forma previa. O que las características de su vivienda no encajen en las necesidades o gustos del cliente, etc.
j.No intervenga en la conversación o gestiones de cualquier tipo entre la inmobiliaria y el comprador durante la visita: sin ser su voluntad, va a incorporar elementos que puedan arriesgar la venta. Si con verdaderos profesionales, ellos sabrán cómo hacerlo. Diríjase siempre a la inmobiliaria que ha contratado, para eso les paga.
k.Sepa adaptarse a los horarios de los compradores. En estos momentos, la parte más interesada sin duda es el propietario. Si quiere vender, debe adaptarse a la disponibilidad horaria de los clientes.
l.Tenga paciencia. Vender es un arte y una ciencia. Además, en estos momentos de sobreoferta del mercado inmobiliario, es posible que se necesiten muchas visitas para vender su casa. No piense necesariamente que la inmobiliaria está haciendo mal su trabajo.


Para terminar, debemos indicar que sólo hemos querido plasmar los errores más comunes que cometen los propietarios a la hora de vender sus viviendas. Eso no quiere decir que haya algunos más que todos tenemos en mente.

Si usted es propietario de una vivienda y la quiere vender, le aconsejamos que intente cumplir con nuestras propuestas. La situación anterior del mercado donde cualquier propiedad se vendía, ha pasado, y tardaremos mucho, pero mucho tiempo, en que esa situación se repita. Si es que lo hace.


Recuerde: siempre le queda la opción de no vender. Usted es libre de elegir.




Manuel Caraballo Callero
Economista
Socio Izadi® A.G., Consultores
Expertos en consultoría inmobiliaria



info@izadiconsultores.com
www.izadiconsultores.com