Grupo Trima es una promotora inmobiliaria con más de 25 años de experiencia en el sector.
Inmodiario

Siguiendo con el plan de desarrollo promotor que Grupo Trima tiene previsto implantar en la Comunidad de Madrid a lo largo de 2017, ve la luz un nuevo residencial de viviendas en la ciudad de Madrid: Residencial Puerto Rico.

Ubicado en la calle Puerto Rico del distrito de Chamartín, en una zona de especial valor dentro del barrio de Hispanoamérica y muy cercano al Paseo de la Castellana, el Estadio Santiago Bernabéu o la calle Conde de Peñalver.

El complejo está compuesto por seis viviendas adecuadas en el edificio del número 3 de la citada calle, a escasos metros del Parque de Berlín.

Viviendas completamente renovadas, diseñadas por el estudio de arquitectura Basa, con varias tipologías disponibles. Hogares con dos dormitorios o en estudio, con un diseño multifuncional concebido para aprovechar los espacios de manera brillante.

Son ideales para inversores que busquen adquirir una propiedad en esta privilegiada zona o para interesados que quieran entrar a vivir en ellas próximamente.

Grupo Trima tiene previsto próximamente lanzar dos nuevas promociones más en la zona de Arganzuela Planetario, que se unen a las ya activas de Cabo de Gata en Boadilla del Monte, Camino del Conde en Arturo Soria o Residencial Parque de San Isidro en Carabanchel.

Los orígenes del Grupo Trima se remontan al año 1990, hace ya más de 25 años.

Sus comienzos se desarrollaron en el País Vasco, en el ámbito de la consultoría inmobiliaria. Fundamentalmente, los servicios iban dirigidos a atender las necesidades de clientes de distintos segmentos que en ese momento estaban activos en el mercado inmobiliario: Administraciones Públicas, propietarios de suelo, promotores de viviendas, inversores, fondos de pensiones, administradores de fondos ajenos, etc.

Los primeros años fueron la historia, fueron de un gran éxito empresarial. La implementación de nuevos métodos de comunicación, la dedicación jurídica al urbanismo, la profesionalización de la intermediación y la fidelización de clientes hizo que, en un periodo relativamente corto, el Grupo se consolidara como referente inmobiliario y que en las postrimerías del siglo pasado contara en plantilla con más de cuarenta profesionales, entre los que figuraban arquitectos, abogados, economistas, ingenieros de caminos, etc.

El Grupo comenzó una fuerte expansión geográfica por diversas provincias, entre las que destacan Vitoria, Bilbao, San Sebastián, Madrid, Santander, Logroño, Burgos, Murcia y Almería.

Afianzada la actividad consultora y aprovechando sus contrastados conocimientos en la búsqueda y selección de suelo, así como su capacidad constructora y de obtención de financiación bancaria, el Grupo dirigió sus esfuerzos a la actividad de promoción de viviendas. Fueron años de mucho esfuerzo empresarial, pero con muy buenos resultados.

Durante este periodo el Grupo se ha estructurado de forma adecuada, dotándose de los elementos necesarios para afrontar el futuro con sólidas garantías de crecimiento.