Inmodiario

El presidente de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), Abel Caballero, ha participado esta mañana en un desayuno informativo organizado por Executive Forum, con el patrocinio de Aqualia y FCC Medio Ambiente y celebrado en el Hotel Palace de Madrid. Durante el encuentro, el también alcalde de Vigo se ha referido a los diferentes retos que afronta el municipalismo español en la actualidad y ha reivindicado un aumento de las competencias locales.

El portavoz del PSOE en la Asamblea de Madrid, Ángel Gabilondo, ha presentado a Abel Caballero refiriéndose a él como "alguien para quien la política total es la política local" ya que es la más influyente y decisiva para resolver los problemas que afectan directamente a la vida cotidiana de los ciudadanos. Por su parte, Santiago Lafuente, director nacional de Aqualia, y Jordi Payet, director general de FCC Medio Ambiente, han acompañado también al presidente de la FEMP en su intervención.

Caballero ha comenzado su intervención recordando y aclarando que España no funciona como un Estado piramidal, sino que establece su forma de actuación contemplando la existencia de tres administraciones: la central, la autonómica y la local o municipal. Por esta razón, ha reivindicado con insistencia la necesaria lealtad institucional entre ellas y con el Estado español, ya que todas ellas comparten "el bien superior que es el bien de los ciudadanos" y han de interpretar equitativamente su voluntad e intereses. Además, ha denunciado la ruptura de esta lealtad cuando algunas instituciones tratan de tomar ventaja desde su situación en detrimento de otras y olvidando este funcionamiento piramidal.

El presidente de la FEMP también ha hecho un especial hincapié en el papel fundamental y la importancia creciente que tienen las ciudades de cara al futuro, ya que se está dando un crecimiento de los ámbitos urbanos. Esta realidad supondría que "el funcionamiento de la política se acrisole en las ciudades" y trate de atender a todas las necesidades con la inmediatez que reclaman, cada vez más, los ciudadanos. En este sentido, Caballero también se ha referido a la demanda activa de participación de los ciudadanos en la vida política.

Según el alcalde de Vigo, esta demanda creciente de participación ciudadana se comenzó a dar en los inicios de la Constitución Española, por lo que el texto no refleja la realidad del municipalismo. Por esta razón, ha considerado que "si la Constitución se escribiera hoy habría un apartado dedicado a los municipios y a las ciudades, porque son una realidad que está ahí". Así, Caballero ha reivindicado una reforma constitucional que incluya un aumento de las competencias y de la capacidad de financiación de los municipios, aclarando que "queremos competencias y recursos, pero no por ansias de poder, sino que para poder servir a los ciudadanos".