Inmodiario

La Xunta de Galicia habilitará ayudas para la recuperación de las viviendas afectadas por los incendios de los días 14, 15 y 16 de octubre y para pagar el alquiler del realojo temporal en otro inmueble.

Cuando las ayudas tengan por finalidad a recuperación de la vivienda habitual, podrán cubrir hasta el 100% del coste de las obras de reparación, llegando a cerca de 100.000 euros. El límite máximo del importe de la ayuda será el 75% del valor establecido para las viviendas protegidas en el municipio correspondiente.

Las ayudas a la rehabilitación de viviendas afectadas por los fuegos podrán solicitarse también para la reparación de viviendas ocasionales (40.000 euros, aproximadamente), construcciones anexas a la vivienda principal y menaje doméstico (3.000 euros en ambos casos).

Estas ayudas serán complementarias de las posibles compensaciones económicas que paguen las compañías aseguradoras. Además, cubrirán las obras de reparación mismo aunque se hayan iniciado antes de la apertura del plazo para solicitar la las ayudas.
Podrán solicitarlas propietarios y usufructuarios de las viviendas y dispondrán de plazo hasta 2020 para ejecutar las obras.

Además de ayudar económicamente a la recuperación de las viviendas afectadas por los incendios del pasado fin de semana, la Xunta de Galicia habilitará también una línea de ayudas, compatible con la anterior, para pagar el alquiler de una vivienda destinada al realojo temporal de las familias afectadas.

El Gobierno gallego pagará hasta 450 euros durante 2 años por los alquileres que se formalicen con posterioridad al día 14 de octubre como consecuencia de la necesidad de abandonar la vivienda habitual a causa de la ola de fuegos.

Percibirán, además, una ayuda extraordinaria de 600 euros para formalizar la fianza y las altas de los suministros.

Además, como explicaba el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, tras aprobar el decreto de medidas urgentes para paliar los daños ocasionados por los incendios, las personas que sufrieron pérdidas materiales, especialmente aquellas que vieron como el fuego afectaba a sus casas, dispongan tanto de asesoramiento como de ayudas.

"En caso de que tengan seguro, asesoramiento sobre los pasos que pueden tomar para afrontar las consecuencias de los fuegos. En caso de que no estén aseguradas abrimos una orden para establecer las indemnizaciones que correspondan, distinguiendo vivienda habitual destruida, vivienda habitual afectada y vivienda no habitual destruida o afectada", abundó, asegurando que se darán también ayudas para alojamiento hasta la reparación de las viviendas, además de evaluar las naves industriales afectadas que no tengan póliza de seguro.