Editor de InmoDiario.
Inmodiario

Andalucía. La Comisión Interdepartamental de Valoración Territorial Urbanística, dependiente de la Consejería de Obras Públicas y Vivienda, ha emitido en junio un informe favorable a siete modificaciones puntuales de PGOU a la Ley de Ordenación Urbanística de Andalucía (LOUA), que permitirán a corto y medio plazo la construcción de 5.396 inmuebles protegidos en otros tantos municipios de Almería, Córdoba, Granada, Huelva, Jaén y Sevilla, así como ha dado luz verde a la adaptación parcial de otros seis planes, con reserva para al menos 3.250 inmuebles en Granda, Huelva y Jaén. Las actuaciones de la Junta han liberado suelo para un total de 8.646 VPO.

En cuanto a las modificaciones puntuales, la de mayor envergadura es la del PGOU de Jaén capital, con la que se posibilitará incorporar al futuro crecimiento de la ciudad un parque residencial de 4.824 VPO, gracias a una reclasificación como urbanizable sectorizado de un suelo de 126 hectáreas, las correspondientes a la reserva de terrenos Cerro Almagro-El Valle, excluyendo un vial ya previsto y una vía pecuaria. El Ayuntamiento realizó en 2009 esta reserva y actualmente se encuentra abierto el proceso de expropiación para incorporarlo al Patrimonio Municipal de Suelo.

Las 126 hectáreas se delimitan en dos sectores; para el primero de ellos, que cuenta con una superficie de 90,6 hectáreas, se establece un uso residencial con una disponibilidad de terreno para la construcción de 6.347 viviendas. De ese conjunto, 4.824 quedarán sujetas a algún grado de protección. Mientras que para el segundo sector, con una superficie de 35,90 hectáreas, se propone un uso terciario.

A la propuesta de la capital se suman otros dos municipios jienenses, Mancha Real y Arjonilla. La primera ha sometido a valoración el cambio de clasificación de un suelo no urbanizable a urbanizable ordenado, que se ubica en el Camino de Vallehermoso, para destinarlo a la construcción de 40 viviendas protegidas y a equipamiento público, concretamente para una piscina. Por su parte, la modificación de Arjonilla tiene como objetivo clasificar tres sectores de suelo; dos de ellos, al noroeste del núcleo, se destinarán a uso industrial. Mientras que el tercero, ubicado al sur, a residencial, con una capacidad para 145 VPO.

En Almería, la localidad de Olula del Río pretende aumentar el parque de viviendas protegidas del municipio, con 86 inmuebles más, y para ello aumentará la densidad y edificabilidad del ámbito Plan Especial 2.

En Huelva, la Comisión Interdepartamental también ha emitido un informe favorable a la modificación puntual del PGOU de Villarrasa, que propone modificar la clasificación de un suelo no urbanizable, localizado en las inmediaciones del colegio público Azorín, para destinarlo a uso residencial, con una capacidad para albergar a 20 VPO. El 100% de la edificabilidad se destinará a esta tipología residencial y a equipamientos públicos.

En la provincia de Córdoba, el documento de Montoro incluye la creación de un nuevo centro asistencial y una estación de autobuses, así como la ampliación del recinto Ferial y la creación de una manzana residencial junto a la Senda de la Golosilla, en la se prevén 16 VPO. De igual modo, Marchena, en Sevilla, tiene como objetivo fomentar el desarrollo de un gran vacío de suelo existente en el núcleo urbano, que está calificado actualmente con uso industrial, para destinarlo mayoritariamente a vivienda protegida, aumentando así la oferta existente del municipio en 265 VPO.

Adaptaciones parciales

Este órgano también ha informado positivamente la adaptación parcial de seis PGOU a la Ley urbanística andaluza, lo que permitirá a corto y medio plazo la construcción de al menos 3.250 inmuebles protegidos en municipios de Granda, Huelva y Jaén. La vía de la adaptación parcial, recogida en el Decreto 11/2008, pretende agilizar la adecuación de los planeamientos a la Ley de Ordenación Urbanística de Andalucía (LOUA) para garantizar así una oferta de suelo suficiente con destino a la promoción de VPO en todas las localidades andaluzas.

En Granada, los municipios de Íllora, Galera y Molvízar, ha sometido a informe de la Comisión su adaptación parcial, en la que se recoge una reserva de 1.553 inmuebles protegidos; en Huelva, han sido valoradas positivamente las localidades de la capital onubense y Corteconcepción, que en sus documentos recogen una disponibilidad para 1.582 VPO; y en Jaén, se ha presentado el plan urbanístico de Frailes, que propone la incorporación de suelo para 115 nuevas viviendas protegidas.

A este conjunto hay que añadir las 117.663 VPO que se recogen en las reservas de terreno incluidas en las 203 adaptaciones parciales que ya habían logrado con anterioridad el visto bueno de la Comisión Interdepartamental. Así, son ya 209 los municipios que se han acogido a esta figura de adaptación parcial, con una reserva de suelo para 120.913 VPO. En total, 310 municipios cuentan con normativa urbanística actualizada en Andalucía, bien mediante el Decreto 11/2008, o bien a través del procedimiento normal de revisión o formulación de un nuevo Plan General. En conjunto, la región dispone, por ambas vías, de una reserva de suelo con capacidad para casi 212.000 VPO.