Inmodiario

La Comisión de Gobierno del Ayuntamiento de Barcelona ha tramitado el proyecto para urbanizar más de 20.000 metros cuadrados en los entornos de la futura estación de La Sagrera.

La transformación del espacio, que empezará en septiembre y terminará en 2021, incluye remodelar varias calles con nuevas zonas de estancia, más arbolado y mejores conexiones para moverse a pie o en bicicleta y devolver en el barrio la Font del Gaig.

El objetivo de los trabajos de urbanización, que incluyen una parte del calles Gran de la Sagrera, de Garcilaso y Berenguer de Palou, es mejorar la accesibilidad y dinamizar este ámbito, afectado por los años de obras de construcción de la estación de la Sagrera.

La nueva configuración de la calle Gran de la Sagrera, entre las calles de Costa Rica y Garcilaso, incluye renovar el espacio para los peatones con una acera en el lado mar de cinco metros de ancho y una acera en el lado montaña de 2,20 metros, donde habrá parterres y otros elementos de jardinería y farolas y mobiliario urbano nuevos.

La calzada central tendrá tres carriles de circulación. En sentido norte habrá un carril para vehículos y un carril bus, y en sentido sur, un carril mixto.

La remodelación de la calle de Garcilaso afecta el tramo que va desde la calle Gran de la Sagrera hasta más allá de la calle de Berenguer de Palou:

-Lado Besòs: un carril bici bidireccional adyacente a la acera y un cordón de aparcamiento.

-Lado Llobregat: un carril bus adyacente a la acera y dos carriles de circulación.

Además, en la vía situada por debajo de la calle de Berenguer de Palou se habilitará una zona de aparcamientos en cordón.

El calle de Berenguer de Palou se renovará completamente entre las calles de Garcilaso y Ferran Turné con una acera en el lado montaña de ancho variable (entre 4,7 y 7,2 metros) y una acera de 4 metros en el lado mar.

Además, se habilitará un carril bici bidireccional separado de la calzada por la hilera de tilos que hay actualmente, y se mantendrán dos carriles de circulación, uno para vehículos y un carril bus.

Nuevos ejes para peatones

Para facilitar la movilidad a pie y la accesibilidad por todo el ámbito, el proyecto también incluye abrir nuevos ejes para peatones.

Por un lado, se habilitará un vial que conectará la calle de Josep Estivill ?a través del cruce de la calle Gran de la Sagrera y la bajada de la Sagrera? con la calle Garcilaso, a la altura de la calle de Berenguer de Palou.

En segundo lugar, se abrirá un vial que conectará las calles de Garcilaso y Clara Zetkin por la explanada que hay actualmente al este de la calle de Berenguer de Palou, en el lado del centro de barrio Torre de la Sagrera.

La Font del Gaig, una fuente de piedra creada el año 1865 por el arquitecto barcelonés Antoni Rovira i Trias, se limpiará y se restaurará antes de devolverla a la calle de donde se retiró en el año 2001 por su mal estado de conservación.

Esta fuente, que durante mucho tiempo fue un punto de encuentro del barrio, se ubicará en la calle de Garcilaso, entre las calles Gran de la Sagrera y Berenguer de Palou, muy cerca de su ubicación original.

Horizonte 2021

Las obras han sido impulsadas por Barcelona Sagrera Alta Velocidad, sociedad integrada por representantes municipales, de la Generalitat, el Estado, ADIF y RENFE.

Se prevé que los trabajos empiecen en septiembre y terminen durante el primer trimestre del 2021. El presupuesto total es de 6,9 millones de euros. El Ayuntamiento aportará 1,76, y el resto provendrán de cuotas urbanísticas derivadas del entorno.