Inmodiario

Barcelona. El rector de la Universidad Politécnica de Cataluña (UPC), Antoni Giró, y el presidente de Resa, Jaume Pagès, han inaugurado oficialmente, con la presencia del alcalde de Terrassa, Pere Navarro, el nuevo edificio de alojamientos universitarios Hipatia, ubicado en el Campus de la UPC en Tarrasa. Con Hipatia, que ya está en pleno funcionamiento, el campus egarense de la Politécnica dispone de un total de 298 plazas de alojamiento, contando con la residencia universitaria Francesc Giralt i Serrà.


Hipatia, proyectado como un nuevo concepto de edificio de alojamientos, está diseñado para dar respuesta a diferentes tipos de usuarios y de estancias en el Campus, como por ejemplo estudiantes de segundo ciclo, personal investigador y profesorado visitante con estancias cortas.

Estudios individuales y dobles, apartamentos de un ambiente de uso individual y doble y apartamentos de dos dormitorios son los cuatro tipos de alojamiento que ofrece Hipatia, el nuevo edificio de alojamientos universitarios construido y gestionado por la empresa Resa (del grupo Lazora), en el Campus de la UPC en Tarrasa.

La capacidad del edificio, para 100 personas, junto con la distribución de los espacios comunes, hacen de este equipamiento un nuevo concepto de alojamiento, muy atractivo para estudiantes de segundo ciclo, investigadores y profesores visitantes, que buscan conciliar la privacidad y la tranquilidad con las relaciones con otros universitarios.

Todos los apartamentos están equipados con cocina, baño, teléfono, climatización y conexión a Internet. Los espacios comunes constan de sala de ocio con televisión, DVD y billar; Cybercorner con acceso a Internet, sala de fitness, lavandería autoservicio y aparcamiento. Además, Resa ofrece a los residentes de Hipatia un servicio de préstamo de ordenadores portátiles y de artículos para el hogar, como por ejemplo planchas, mesas de planchar y aspiradoras, además del servicio de limpieza, vigilancia y mantenimiento a las zonas comunes.

Las obras de construcción se han desarrollado en la parcela situada en la esquina de la calle Miquel Vives y la Rambla Sant Nebridi. La instalación dispone de una superficie total de 4.396,30 m2 que se ha repartido entre el sótano, la planta baja y las plantas 1, 2, 3 y 4.

La planta baja, con porche, dispone de los espacios de acceso a las zonas comunes de recreo de los residentes, un local de 40 m2 reservado a la UPC y un pequeño local donde se prevé instalar una cafetería o una sala de recreo en el futuro. El sótano dispone de 16 plazas de aparcamiento de coche y 4 reservadas para motos.

Las cuatro plantas restantes incluyen los alojamientos repartidos en 3 cuerpos, que quedan diferenciados por los espacios de circulación y acceso con el objetivo de conseguir el máximo aprovechamiento solar. De este modo, todos los alojamientos disponen de luz natural y hay una ventilación adecuada en todas las unidades.

La constructora Fausto Facioni Construcciones se ha encargado de llevar a cabo las obras del proyecto, diseñado por Juan Francisco Chico, de CMT Arquitectos Asociados, con un tiempo de ejecución de 10 meses desde rasante.

Los alojamientos están equipados con vidrio aislante con cámara y el agua sanitaria del edificio es producida por calderas de biomasa. En cuanto al confort ambiental, se han utilizado materiales aislantes acústicos para controlar el ruido entre los diferentes espacios de la instalación y también aislantes térmicos.