Editor de InmoDiario.
Inmodiario

Madrid. La consultora inmobiliaria internacional Cushman & Wakefield  (C&W) publica la XXIª edición de su informe “European Cities Monitor”. El estudio nuestra las ciudades preferidas por los ejecutivos europeos para ubicar negocios. Londres, París y Fránkfurt se mantienen como líderes del ranking. En cuanto a España , Barcelona baja del cuarto al quinto puesto que ocupaba en 2009, y Madrid baja del sexto al octavo. Entre las ciudades que han mejorado su posición en la tabla con respecto a 2009: Bruselas, del 5º al 4º; Ámsterdam del 8º al 6º puesto; Dusseldorf que se cuela en el puesto 10 desde el 15.

El informe, se elabora a través de la opinión de 500 altos directivos de 9 países europeos. Para Roger Cooke, Consejero Delegado de Cushman & Wakefield en España, “España es junto con Alemania, el único país que puede presumir de tener más de una ciudad dentro del Top 10 de la clasificación. Esto tiene más mérito, si cabe, teniendo en cuenta la crisis que atraviesa el país, y el descrédito internacional al que se ha visto sometido, en algunas ocasiones exagerado por la prensa internacional. Aún así, no hemos de acomodarnos y hay que seguir trabajando por seguir jugando en la primera división y conseguir un posicionamiento sólido comparable al del resto de principales capitales europeas”.

Razones para elegir una ubicación u otra para los negocios

El ranking, es el resultado de realizar la media ponderada de la clasificación que ocupen las 36 ciudades en 12 sub-clasificaciones o factores de decisión. Para los ejecutivos encuestados los factores de mayor peso a la hora de tomar la decisión de ubicar su sede son, por este orden: el fácil acceso a mercados (61%), una plantilla cualificada (58%),  la calidad de las telecomunicaciones  (55 %), la calidad del transporte internacional (51%), relación calida-precio de las oficinas (36%), coste laboral (33%), disponibilidad de espacio de oficinas (31%), clima político (27%), nivel de idiomas (27%), transporte urbano (26%), calidad de vida (20%) y contaminación (19%). De este modo, Londres, París y Frankfurt encabezan las primeras cuatro clasificaciones, lo que las encumbra a las primeras pociones de la general

Madrid y Barcelona

Este año, ambas ciudades, a pesar de bajar puestos en la general, sólo descienden 1 centésima en sus puntuaciones. Cualquier ligera variación en los primeros puestos puede alterar posiciones debido a lo ajustado de las puntuaciones.

Por su parte, Madrid mejora en el factor más importante:  facilidad de acceso a mercado  (del  8º al  7º). También lo hace en plantilla cualificada ( del 11º al 10º) y nivel de contaminación (del 28º al 23º). Se mantiene entre los diez primeros en cuanto a calidad del transporte urbano, disponibilidad de espacios de oficinas y  calidad de vida

En cuanto a Barcelona, los consultados siguen destacando por encima de otros motivos la calidad de vida de la ciudad (repite la 1ª posición). Mejora en la calidad del transporte internacional (del 12º al 11º), el coste laboral (del 10º al 9º) y el nivel de contaminación (del  14º al 13º). Se mantiene entre los diez primeros en transporte urbano, relación calidad-precio de oficinas y clima político.

A pesar de ser uno de los factores de menor importancia para los ejecutivos, Madrid y Barcelona sigue teniendo su asignatura pendiente en los idiomas. Barcelona ocupa un modesto 13er puesto, y Madrid sigue cayendo y lo hace 10 posiciones, del 12º al 22º.

Ciudades que mejoran

Los ejecutivos encuestados dieron a conocer su percepción acerca de las ciudades europeas que hacen un mayor esfuerzo por mejorar. Berlín, Barcelona y Londres fueron las más valoradas, seguidas de Madrid, Praga y París.  Llama la atención el caso de Madrid que sube del 10º al 4º lugar.

Impacto positivo en los negocios

Cuando se ha preguntado a las compañías por los factores que pueden influir positivamente a sus negocios en los próximos 5 años, han destacado, por este orden,  las exportaciones a países emergentes, el cambio demográfico y el cambio tecnológico.

Expansión

En cuanto a los planes de expansión de las distintas compañías a otras ciudades europeas en los próximos 5 años, Moscú desbanca a Varsovia de la primera posición, seguidas de Bucarest, como las 3 ciudades más atractivas. Madrid y Barcelona se sitúan el la 10ª y 12ª posición de preferencia respectivamente.

A nivel mundial Shangai se coloca 1ª y desplaza a Nueva York hasta la 7ª plaza, con Nueva Delhi y Sao Paolo como 2ª y 3ª.