Inmodiario

Madrid. El presidente de la aseguradora Mapfre, José Manuel Martínez, parece que no tiene duda alguna sobre la viabilidad del futuro banco que saldrá de la unión entre Caja Madrid y Bancaja. Y, en este sentido, ya ha anunciado su intención de que el grupo asegurador forme parte de su accionariado. “Seguro que seremos inversores de Banco Financiero. Lo haremos como una política de inversión”, aseguró Martínez en la presentación de los resultados anuales del grupo asegurador.

“Puede que alguien quiera que Mapfre sea socio único, pero no lo hemos contemplado porque aún no sabemos ni a qué precio va a salir al mercado”, concluyó Martínez. Caja Madrid cuenta con una participación del 14,96% y dos representantes en el consejo de la aseguradora, tras ampliar capital en 2007 y reestructurar la alianza estratégica que ambas entidades suscribieron en el año 2000.

Asimismo, el directivo afirmó que de ahora en adelante la compañía se concentrará en el sector de seguros y reaseguros, suspendiendo sus inversiones en el ladrillo y disminuyendo sus actividades financieras.

El presidente de Mapfre no quiso revelar su presupuesto de ingresos para 2011 pero aseguró que están en línea con los del pasado año. Además, la entidad prevé que el 50% del beneficio provendrá de fuera de España, frente al 40% de 2010. Así, destacó a Brasil como un mercado clave que podría aportar al grupo unos 4.000 millones de los ingresos por primas de toda la compañía.

Mapfre ha cerrado el año 2010 con un beneficio de 933,5 millones de euros, que supone un crecimiento del 0,7% respecto a 2009, y ha superado por primera vez los 20.000 millones de euros en ingresos, según ha informado la aseguradora a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).