Inmodiario

Valencia. La Consejera de Turismo, Cultura y Deporte de la Generalitat Valenciana, Lola Johnson, se ha reunido con el sector turístico de Costa Blanca y Benidorm, con el objetivo de valorar la temporada turística y planificar las próximas actuaciones en materia turística de cara a los presupuestos de 2013. “Conscientes de la complejidad de los próximos presupuestos, ahora más que nunca, debemos priorizar aquellas acciones que potencien al máximo el posicionamiento turístico de la Comunidad Valenciana”, dijo Johnson.

En este sentido, la consejera ha anunciado que este es el primero de los encuentros que va a establecer con representantes del sector de las cuatro marcas turísticas. A lo largo de las próximas semanas, se cerrarán los encuentros con el sector de Castellón y de Valencia. “La finalidad de estos encuentros –ha continuado– es poner sobre la mesa todas aquellas propuestas que dirijan la gestión de nuestra política turística”.

Lola Johnson ha explicado que todas las actuaciones se enmarcarán en dos ejes fundamentales, por un lado la promoción y comunicación, y por otro, la formación y profesionalización. En materia de promoción, y según ha especificado la consejera, “el objetivo es trazar las líneas de actuación que marcarán la hoja de ruta del Plan de Marketing 2013”.

En este encuentro, que ha tenido lugar en el Hotel Melià Villaitana de Benidorm, han estado presentes Sebastián Miralles, Director General de Turismo; Antonio Mayor, presidente de Hosbec; Francisco Delgado, presidente de la Federación Empresarial Turística de Benidorm; Cristina Rodes, presidenta de la Asociación de Hoteles de Alicante; y María José San Román, Presidenta de la Asociación Provincial de Empresarios de Hostelería de Alicante.

La consejera ha explicado que durante el encuentro también han abordado el balance de la campaña turística durante este mes, clave para el sector. Al respecto, indicaba  Johnson que “la provincia de Alicante a fecha de hoy cuenta con un nivel de reservas cercano al 80%”. Además, ha señalado que “la subida de mercados como el ruso y el británico, han logrado paliar el ligero descenso del turismo nacional en la provincia”.