Editor de InmoDiario.
Inmodiario

 BARCELONA. La cadena de tiendas de muebles Ikea ha abandonado su proyecto comercial en Sant Cugat del Vallès (Barcelona), donde tenía previsto instalar su tercer establecimiento en Catalunya, y ha adquirido terrenos para una nueva tienda en la localidad de Sabadell, según informó hoy el grupo sueco en un comunicado.

   La decisión se debe a los retrasos en las obras "ajenos a la compañía". Ikea argumentó que la tienda se diseñó en 2002 y ya no se adecúa a las necesidades del mercado. Iba a ocupar 30.000 metros cuadrados en el Parque de Actividades Económicas Can San Joan y su apertura se había retrasado hasta 2012.

   En el marco del actual proceso de expansión en Catalunya, la compañía ha comprado unos terrenos en Sabadell para instalar una nueva tienda con alrededor de 40.000 metros cuadrados, una inversión de 60 millones de euros y empleo para 500 personas. La empresa prevé abrir cinco complejos más en Catalunya que se sumarían a los que ya funcionan en Badalona y L'Hospitalet, además de los dos centros logísticos que tiene en Valls (Tarragona).