Inmodiario

El equipo de la Socimi Árima Real Estate ha adquirido su primera nave logística en Madrid, por un importe de 16,4 millones de euros. La operación ha permitido incorporar a la cartera de Árima una nave moderna con 26.000m2 de espacio logístico de frío, ubicada en San Agustín de Guadalix, el segundo anillo logístico de Madrid y un excelente enclave para la distribución a toda España.

Actualmente, la nave se encuentra ocupada en su totalidad por Eroski, una de las mayores empresas de distribución alimentaria en España, que se mantiene como arrendatario del 100% del edificio por un periodo de obligado cumplimiento hasta abril de 2025. El equipo de Árima ha adquirido el activo por un precio de compra muy atractivo, generando así una muy buena rentabilidad a largo plazo.

Esta adquisición es la primera que la Socimi acomete tras la reciente ampliación de capital completada el pasado 8 de abril del año en curso, y tan sólo cinco meses después de iniciar la cotización en el mercado continuo el pasado 23 de octubre de 2018.

El equipo gestor de Árima continua fiel al cumplimiento estricto del plan de negocio, y demuestra, una vez más, su capacidad para seguir invirtiendo, de forma disciplinada, en activos de primera calidad, con una estrategia focalizada en adquisiciones selectivas con atractivas rentabilidades y en maximizar el valor a medio plazo.

Con esta operación y en línea con la estrategia de inversión, la logística representa el 12,7% de la cartera, y el 87,3% restantes son oficinas con un alto potencial de revalorización en Madrid. En total, en apenas cinco meses, desde su estreno en el parqué, la compañía ha adquirido seis activos que suman una superficie bruta alquilable (SBA) total de más de 54.000 m2 y más de 460 plazas de aparcamiento bajo rasante.

Árima ha contado para esta operación con EY Abogados como asesor legal, Savills Aguirre Newman para la due diligence técnica, y Catella como asesor inmobiliario.

Un activo moderno en un enclave estratégico

El inmueble está ubicado en San Agustín de Guadalix, a aproximadamente 30 kilómetros de Madrid, con acceso inmediato a la autopista, lo que facilita acceso al norte de España y a Francia.

La nueva nave destaca por sus capacidades de frío, ya que está climatizada con zonas diferenciadas para cada producto: desde el edificio de frío positivo, con temperaturas de entre 2ºC y 6ºC, hasta las cámaras que alcanzan los -22ºC.

El activo combina una dotación de 25.694m², de los cuales 1.220m² corresponden a oficinas. Además, cuenta con alturas libres de entre 9,5 metros y 10,75 metros.

La nave dispone además de 29 muelles de carga y 177 plazas de parking en superficie.