Editor de InmoDiario.
Inmodiario

MADRID, 8 Oct.  El secretario de Estado de Economía, David Vegara, adelantó hoy que la compra de activos de calidad a entidades financieras a través del fondo con cargo al Tesoro se traducirá en operaciones a largo plazo, aunque esta condición dependerá en gran medida de la tipología de los activos que se compren.

   "En principio, lógicamente no se trata de operaciones a corto plazo, sino más a largo plazo", aseguró Vegara a los medios de comunicación antes de su comparecencia en la Comisión de Presupuestos en el Congreso de los Diputados.

   Admitió que el Gobierno aún está realizando los detalles técnicos de la propuesta, que se conocerán en los próximos días, y que "lógicamente" en dicha propuesta se combinará la "necesidad objetiva" de que los créditos lleguen a ciudadanos y empresas, y simultáneamente, que los activos de largo plazo tengan una salida que no pueden tener actualmente por las condiciones de los mercados financieros.

   Señaló así que la creación del fondo a cargo del Tesoro se puede definir como una inversión, puesto que consistirá en la compra de activos de máxima calidad, que darán un rendimiento y protegerán los intereses de los contribuyentes y los ciudadanos.

   Rechazó además las críticas al Gobierno por llevar a cabo una iniciativa como ésta y a la vez destacar la solidez del sistema financiero, y reiteró que el sistema español tiene las mismas fortalezas que se han destacado hasta ahora, pero reconoció que los mercados financieros, en particular los de capitales, no atraviesan una buena situación.

   "Es una medida preventiva que debe ayudar al contexto que observamos cada día en los últimos meses y que es extremadamente complicado y exigente con la política económica y los agentes económicos", apostilló.

   Explicó que los activos de calidad permitirán proteger intereses del sector público y la Administración, así como asegurar el carácter preventivo de la medida para garantizar la continuidad de la dinámica de la financiación.

   En este sentido, insistió en que la medida puesta en marcha por el Ejecutivo no tiene nada que ver con la liquidez, que es una competencia del Banco Central Europeo (BCE), institución que, según el secretario de Estado, está haciendo grandes esfuerzos para llevar a cabo una política que el Gobierno español "siempre ha reconocido".

   Rechazó también que España tenga algún interés en desvincularse de la propuesta europea, y aseguró que el calendario ha sido así por el interés y la importancia que le da el Gobierno a la coordinación con los países vecinos, motivo por el que el Ejecutivo ha tomado la decisión después de que el Ecofín llegara a un acuerdo de mínimos.

   En cuanto a la ampliación del límite del Fondo de Garantía de Depósitos hasta los 100.000 euros, Vegara afirmó que el Fondo español está bien financiado y que ha demostrado en los últimos treinta años que tiene capacidad y flexibilidad para intervenir en ocasiones difíciles que ahora no se prevén, lo que permite subir el límite sin afectar a la financiación del mismo.

   Sobre las motivaciones que han provocado el incremento del límite de este fondo, Vegara apuntó a la coordinación en este ámbito a nivel europeo, a evitar una posible desventaja competitiva de las entidades españolas ante las iniciativas de otros países y a la necesidad de garantizar a los ciudadanos españoles que sus ahorros están seguros en las entidades españolas.