Editor de InmoDiario.
InmodiarioMADRID, 28 Sep. El volumen de primas de los seguros de crédito se situó en 690 millones de euros en 2007, lo que supone un incremento del 16,6% respecto al importe registrado el año anterior, cuando creció un 3,6%, impulsado por el aumento de la morosidad entre empresas, que ha provocado una mayor demanda de este tipo de seguros, según el informe "El mercado español de seguros 2007" que elabora el Instituto del Seguro de la Fundación Mapfre. Los seguros de crédito, que cubren el riesgo de impago en compromisos adquiridos entre empresas, se ven impulsados en tiempos de crisis porque los empresarios interpretan que sus clientes no van a pagar sus deudas, explicaron a Europa Press en fuentes de la patronal aseguradora Unespa. De hecho, es habitual que estas previsiones se cumplan y los clientes no paguen a sus proveedores en tiempos de crisis, lo que se ve reflejado en el incremento de la siniestralidad. En concreto, según el estudio del Instituto del Seguro, la siniestralidad bruta fue del 79,7% (87,7% neta), frente al 70,5% que registró en 2007 (73,2%). Los niveles de morosidad empresarial se duplicaron en el primer semestre de 2008, según datos de Crédito y Caución facilitados a Europa Press. En concreto, la evolución a lo largo de los últimos seis meses de este índice, que cerró el primer trimestre con un alza del 48%, apunta un "deterioro acelerado" del comportamiento en pagos de las empresas, asociado a la "profunda ralentización" económica tras varios años de intenso crecimiento. La aseguradora señala que este escenario se mantendrá, al menos, hasta el segundo semestre de 2009, si bien advierte de que cualquier evolución posterior "está sujeta a múltiples variables". Al cierre de 2007 este indicador mostraba un incremento de los impagos en las operaciones comerciales entre empresas españolas 14,9%, concentrado especialmente en los cuatro últimos meses del año.CONSTRUCCIÓN, EL SECTOR MÁS MOROSO. El empeoramiento de la morosidad sigue concentrándose especialmente en el sector construcción y sus anexos, pero afecta a empresas de todos los sectores de actividad, debido al endurecimiento del crédito, lo que está causando una "ralentización del crecimiento y limitaciones en los negocios en expansión", según Crédito y Caución. Por este motivo, la aseguradora concluye que, si bien no se trata de un fenómeno específico de España, sí es "más intenso" que en otros mercados del entorno. Además, el 42% de las empresas españolas asegura haber introducido restricciones en sus políticas de aplazamiento de pago y extensión del crédito a clientes.